yenicel

Boda Real, y yo como borreguito al matadero.

@Yenicel siempre tratando de pensar por cuenta propia, ahora fue victima de la publicidad, cayo en manos de la mercadotecnia y de la euforia de muchos por la boda real jejeje, que vergüenza!!! =mas= Si así es, caí en ese embrujo de las bodas reales jajaja... Ni hablar. Bueno la cuestión es que me interesaba ver la boda de William con Kate, por varias cuestiones. La primera es que la tradición de un enlace matrimonial de un soberano o un futuro soberano es desde hace mucho tiempo (siglos) motivo de mucha expectativa, todo un acontecimiento para el pueblo. En Inglaterra desde los años del buen Enrique VIII, cada detalle tenía que ser descrito de la manera más fidedigna posible por los embajadores a sus respectivos gobernantes. El tener noticias sobre la prometida, su origen, los gastos de la boda, eran narrados con lujos de detalle por los diplomaticos de aquel entonces y transmitidos con la mayor brevedad posible (un mes o dos), en el caso de algunos países apenas si llegaba la descripción de las fiestas cuando el buen Rey ya había mandado a decapitar a su esposa y la había reemplazado con otra. Para la ocasión, se hacian vitrales con el nuevo escudo de armas de la futura consorte mismos que se colocaban en la Iglesia donde habría de celebrarse las nupcias, se mandaban a confeccionar estandartes en hilos de oro y se elaboraban trompetas de plata. La futura reina se le confeccionaba un centenar de vestidos y diversas

Hay 732 palabras más en este escrito, para seguir leyendo debe identificarse

Elija una cuenta para acceder al contenido completo

Cuenta de Ymipollo
Hola


Reacciones


Debe estar identificado para ver los comentarios o dejar uno.

Entrar a Ymipollo

¿ping? ¡pong! Ymipollo © ¿ping? ¡pong 1!